¿Qué es Un Psicoanálisis?

Es el lugar siempre nuevo, el espacio donde se articula lo propio y lo ajeno, la instalación de un tiempo diferente, lejos de la inmediatez y la prisa por concluir que impone un sistema regido por la leyes del mercado, se ofrece una pausa... un tiempo no cronológico, donde se hace lugar a la palabra.

Instante fecundo para la puesta en marcha de un dispositivo que permite dejar a un lado el caos ensordecedor de la rutina maquínica, o el estancamiento de la monotonía cotidiana, y comenzar a escuchar una nueva palabra, la propia.

Se trata de una apuesta, un trabajo que apunta a sostener un posicionamiento contra lo inexorable. Contra lo inexorable significa lo imprescindible de un invento, la urgencia de una disponibilidad para un compromiso singular.

Se trata de una posición ética, de un trabajo a producirse cada vez, en cada situación. La posición ética no renunciará jamás a buscar a partir de esa situación una posibilidad hasta entonces inadvertida. Intento de ubicar un lugar, un pliegue, donde la posibilidad de subjetivación sea todavía legible.

Producción de singularidades, formas inéditas de operar con lo real que habiliten nuevos modos de habitar una situación y por ende de constitución del sujeto.

Es el lugar donde puede alojarse una pregunta, una queja, un malestar o un padecimiento cualquiera, con el fin de ponerlo a trabajar, y hacer de eso, otra cosa.

El psicoanálisis es un espacio ofrecido para una historia.

Herman Hesse nos introduce al mundo de "Démian" de la siguiente manera:

"Mi historia me es más importante que a cualquier poeta la suya, pues es la mía propia y es la historia de un hombre  -no la de un hombre inventado, posible o inexistente en cualquier otra forma-, sino la de un hombre real, único y vivo.

Si no fuéramos algo más que individuos aislados, si cada uno de nosotros pudiese realmente ser borrado por completo del mundo por una bala de fusil, no tendría ya sentido alguno relatar historias. Pero cada uno de los hombres no es tan sólo él mismo; es también el punto único, particularísimo, importante siempre y singular, en el que se cruzan los fenómenos del mundo sólo una vez de aquel modo y nunca más. Así, la historia de cada hombre es esencial, eterna y divina, y cada hombre, mientras vive en alguna parte, es algo marvilloso y digno de toda atención."

Agregamos que no se trata simplemente de contar una historia, al modo auto-biográfico, sino de un proceso de historización tendiente a la puesta en marcha de las condiciones de posibilidad de la emergencia del sujeto analítico.

El psicoanálisis es una orientación teórica ligada a una orientación de la práctica que permite un abordaje diferente, y singular del sujeto en el marco de un tratamiento.



Dejá un comentario